Consejos para armar correctamente el CV.

Consejos para armar correctamente el CV.

¿Como puedo armar correctamente mi Curriculum Vitae?

Es necesario tener en cuenta que la primera impresión que tendrá el empleador de vos es el currículum vitae; a través de él te conocerán. Luego de leerlo decidirá si llamarte para una entrevista laboral o no. En una entrevista el empleador puede pedirte aclaraciones o hacerle preguntas, sin embargo, si tu currículum vitae no le resulta claro, no te convocará para un puesto vacante.

En él deben volcarse los saberes y experiencias laborales más representativos de tu perfil e historia laboral. Es importante identificar las habilidades, conocimientos y tareas desarrollados en espacios laborales, de formación y en otros ámbitos de desarrollo. No te olvides de incluir las pasantías, actividades comunitarias, y trabajos ad honorem.

Debe ser concreto, claro y preciso en la descripción. Seleccioná los elementos más representativos de tu perfil laboral, aquellos que estén más vinculados con el puesto al que te postulás, reflejando tu historia laboral.

Recomendaciones para elaborar un Currículum vitae

Colocá todas tus experiencias laborales, no omitas ninguna salvo que consideres que no son compatibles con el puesto al cual te postulás. Incluí todos tus saberes, habilidades o conocimientos adquiridos en tu vida laboral, no olvides aquellos aprendizajes del ámbito familiar (el uso de una máquina, algunas tareas de un oficio), aunque no hayan sido adquiridas en instituciones formales son valiosos. En Internet encontrarás páginas que te ayudarán a describir las funciones y/o tareas de los diferentes puestos de trabajo. De allí podrás tomar varias ideas o formas de describir tu experiencia laboral (si buscas la definición de un puesto encontrarás todas las tareas vinculadas a él).  Que otras personas lo lean antes de entregarlo te servirá para reconocer las impresiones que provoca y si resulta claro.

  • Confeccioná tu Currículum vitae en computadora.
  • Tené en cuenta que existen modelos de Currículum vitae que pueden orientarte.
  • La información debe ser detallada, breve y fácil de comprender.
  • El formato debe ser fácil de leer, organizado y prolijo.
  • Utilizá un tipo y tamaño de letra que resulte fácil de leer.
  • Podés acompañarlo con una carta de presentación.
  • Utilizá frases cortas, no escribas palabras difíciles o de uso muy específico de una empresa, no uses abreviaturas o siglas.
  • Utilizá letra en negrita o cursiva para los datos que necesites resaltar (fechas, empresas, puestos de trabajo).
  • Revisá los textos con atención para evitar faltas de ortografía.

Sobre el contenido

Foto a elección: se puede incluir o no. Si la incluís, se recomienda que sea del tipo carné (4x4) formal y reciente.

Datos personales: nombre y apellido, dirección, localidad, código postal, teléfono, email. No es imprescindible incluir fecha de nacimiento, DNI, estado civil, hijos. Esta información se puede brindar en la entrevista. Incluíla si es solicitada expresamente, por ejemplo en un aviso.

Formación: enumerá los estudios terminados: primarios, secundarios, terciarios, universitarios. Aclará años de egreso, título obtenido y establecimiento donde realizaste los estudios. Los menos relevantes pueden omitirse, por ejemplo, si estás cursando en la facultad no es indispensable que menciones los estudios primarios. Si sos graduado reciente o estudiante avanzado y tenés un buen promedio, agregálo. Detallá todos los cursos, talleres, pasantías o seminarios relacionados con el puesto, incluyendo año, establecimiento y lugar.

Experiencia laboral: existen diferentes formas de organizar la información de acuerdo al tipo de Currículum vitae. Existen dos formas de ordenar la información laboral de un Currículum:

  1. Por fechas: Currículum vitae Cronológico, y
  2. Por funciones: Currículum vitae Funcional

1. Currículum cronológico

Muestra la historia de tus experiencias laborales desde el trabajo más reciente hasta el más antiguo. Se aconseja este modelo en los casos donde la experiencia laboral ha sido continua, es decir sin grandes períodos sin trabajo. Tratá de no omitir experiencias laborales, salvo que consideres que no son compatibles con el puesto o que son irrelevantes.

Detallá claramente:

  • Experiencia laboral desde la más actual hasta la más antigua.
  • Nombre de la empresa o del lugar donde trabajaste.
  • Puesto que desempeñaste y descripción de las tareas más importantes y específicas que realizabas (las que describen mejor tus responsabilidades).
  • Período en el que trabajaste.
  • Disponibilidad horaria y de desplazamiento.
  • Si tenés estudios en curso podes agregar cantidad de materias aprobadas.
  • Y en la sección “Información adicional”, incluí: actividades voluntarias que estén relacionadas con los estudios, tu experiencia laboral o el empleo al que te postulás. Participación en premios o concursos. Si formas parte de asociaciones culturales, deportivas, civiles o de otro tipo.

2. currículum funcional

Esta forma permite detallar los puestos de trabajo o las funciones más relevantes de la historia laboral, independientemente de los lugares y las fechas en los que se trabajó. Este modelo es muy útil para aquellas personas que tuvieron mucha rotación laboral o varios períodos sin ocupación.

Detallar:

  • Los puestos de trabajo o funciones más importantes.
  • Los lugares donde te desempeñaste.

Recomendaciones:

  • Los nombres de los lugares donde trabajaste pueden ir antes o después de los puestos de trabajo. Definí la forma más conveniente para vos. Organizá la información laboral por relevancia y no por fecha.
  • Si trabajaste en grandes empresas, destacalas ubicándolas antes que las funciones. De esta forma llamarás la atención sobre las empresas, aunque hayas tenido mucha rotación o hayas estado mucho tiempo sin empleo.
  • Agrupá los puestos que consideres más relevantes o importantes, o aquellos en los que te sientas más seguro, o que sean los más buscados.
  • Incluí actividades voluntarias, comunitarias, ad honorem, aunque no sean empleos registrados (Ej.: secretario de la cooperadora de un colegio, administrativa en ONG, maestranza en comedor comunitario, maestra de apoyo escolar en organización barrial).
  • Tomá en cuenta también los conocimientos adquiridos en actividades no remuneradas o informales (ej: -en el caso del secretario- la capacidad para el trabajo en equipo, la negociación, planificación, gestión del tiempo, tareas contables, etc.).

Información adicional: es necesario detallar: si utilizás maquinarias o herramientas específicas de algún oficio, especialidad profesional o rama de actividad. Idiomas, aclarando el establecimiento y años en los que cursó los estudios y nivel alcanzado (intermedio, básico, etc.). Informática, detalle los sistemas, herramientas y utilitarios que manejás. Indica si tenés licencias especiales (autos, armas, libreta sanitaria, etc.), publicaciones, etcétera.

Objetivo: este dato no es obligatorio pero se puede agregar para ordenar la lectura del Currículum vitae priorizando intereses, experiencias o saberes. En este punto podés mencionar, entre otras cosas, las ganas de aprender y desarrollarte en una rama de actividad, las posibilidades de viajar o de horarios, tu voluntad de progresar en un área determinada, la contribución que podés aportarle a la empresa, alguna característica que creas relevante mencionar o que el empleador expresamente esté buscando.

Remuneración: no es imprescindible consignarla. Si sabés cuál es la remuneración que pretendés, aclaralo. Este dato puede ahorrarte una entrevista.

Referencias: si es posible, incluí nombres y teléfonos de personas que puedan dar buenas referencias. Si son personas vinculadas con trabajos anteriores aclaralo. Si ésto no fuera posible, incluí personas con las que haya desarrollado alguna tarea comunitaria, social, docentes, etcétera.

Para mayor información podes continuar leyendo en la pagina del ministerio de Trabajo http://www.trabajo.gov.ar/buscastrabajo/cv/?id_seccion=165